El panito de San Antonio

San Antonio de Padua, Padua, Panito, Cucurucho, Yo CucuruchoCiudad de Guatemala, Guatemala
Texto: Yo Cucurucho
Fotos: Yo Cucurucho
Fuente: Catholic.net / Aciprensa / Corazones

Me había llamado mucho la atención que el día de San Antonio, cuando me acercaba a alguna iglesia donde hubiese una imagen del Santo, me regalaban una bolsa llena de pequeños panitos; luego escuché la expresión, es el “panito de San Antonio”; y entonces surgió la pregunta: ¿cómo comenzó esta tradición?.

Ahora te cuento.

San Antonio de Padua, Padua, Panito, Cucurucho, Yo CucuruchoHay dos historias que explican el origen del panito. La primera es cuando San Antonio aún vivía cuando llega al convento del santo un grupo de pobres que le piden a Fray Antonio algo para comer. El Santo sin dudarlo, entra a la cocina y toma todo el pan que había y se lo entrega a los pobres quienes se marchan muy agradecidos por la comida; San Antonio no le había avisado al fraile panadero. Más tarde, a la hora de comer, el fraile panadero se percata que las canastas de pan están vacías así que corre a avisarle inmediatamente a San Antonio; este le dice que revise bien. El panadero regresa a la cocina y, para su sopresa, descubre que todas las canastas están nuevamente llenas de pan.

La otra historia que se cuenta corresponde alrededor del año de 1890. Una señora que vivía en el pueblo de Padua se encontraba haciendo las tareas del hogar pero no se percató que su hijo de año y medio, había caido dentro de una tina llena de agua. Cuando lo encontró, el niño ya había muerta. Llena de dolor la madre comenzó a gritar el nombre de San Antonio y le dijo que si le devolvía la vida a su hijo, ella regalaría a los pobres tanto trigo como pesaba su hijo. El milagro no tardó en ocurrír y la madre, llena de agradecimiento, cumplió lo prometido.

Es así como se inicia la tradición del panito de San Antonio; en la actualidad las personas o familias completas que reciben del santo algún favor pedido, en agradecimiento hornean el pan que luego obsequian a las personas pobres, o a quienes se acercan a las iglesias a festejar al Santo de Padua en su día.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s